Reduce, reúsa y recicla como estrategia preventiva

Reduce, reúsa y recicla puede ser definida como “una estrategia preventiva que se aplica a los procesos, productos y/o servicios con la finalidad de aumentar la eficiencia y reducir los riesgos para los seres humanos y el medio ambiente”

Al definir Reduce, reúsa y recicla como una estrategia preventiva, se desea resaltar que antes de brindar soluciones de tratamiento de emisiones se evitará que estas se generen; sin embargo, un programa de Reduce, reúsa y recicla es más que un simple plan de manejo de reducción de residuos, es una poderosa herramienta que ayuda a identificar deficiencias en prácticas operacionales, carencias en capacitación, deficiencias en el manejo de información de la empresa, desperdicios de materia prima/recursos, malas condiciones de trabajo, riesgos de accidentes laborales y carencia de tecnología adecuada, entre otros.

Por otra parte, un programa de Reduce, reúsa y recicla, luego de identificar las deficiencias o carencias anteriormente mencionadas, propone medidas correctivas y, adicionalmente, desarrolla un plan de gestión que está orientado a la prevención de impactos ambientales y a mantener la sustentabilidad de la empresa en el tiempo por medio de un planteamiento de mejoramiento continuo.

Los beneficios ambientales

Un programa de prevención de la contaminación desde un punto de vista conceptual busca utilizar los recursos de la forma más eficiente posible. Por tanto, no sólo se desean mejorar las condiciones ambientales tanto a lo interno de la empresa como en el entorno de esta, sino también obtener beneficios ambientales ocultos que den un valor agregado a todo el programa.

Los beneficios ambientales que se pueden llegar a obtener a raíz de la implementación de un programa de Reduce, reúsa y recicla son:

  • Reducción del consumo de materias primas
  • Reducción de desechos y emisiones
  • Reducción de costos operacionales
  • Menos contaminación al ambiente
  • Mejora en las condiciones laborales de la empresa
  • Reducción de los riesgos laborales
  • Cumplimiento con las normativas ambientales
  • Mejora de la imagen de la empresa

Reducción de costos de producción

Un programa de Reduce, reúsa y recicla implica la optimización de procesos a lo interno de la empresa. Dicha optimización involucra mejorar las prácticas operativas, definir horarios de operación de maquinaria y reducir las distancias de transporte de material, entre muchas otras opciones. Todo lo anterior está orientado a disminuir el consumo de recursos (agua, energía eléctrica) y materias primas, sin afectar la calidad del producto. De esta manera, el costo de producción unitaria se ve reducido considerablemente.

Las acciones prioritarias deben ser aquellas orientadas a rechazar el uso de materias innecesarias en el proceso productivo, reducir el consumo de materias y recursos, reutilizar todo aquel material que pueda ser reintroducido en el proceso productivo y reciclar el material que sea apto para tal efecto. De esta forma, se logran cerrar los ciclos de producción e iniciar con el proceso de disminución de consumo de materia prima virgen, reduciendo el costo de producción unitario.

Una vez evaluadas las alternativas anteriores, es importante garantizar un adecuado tratamiento de los desechos antes de su disposición final, con el objetivo de neutralizar, mitigar o minimizar el impacto ambiental que estos puedan tener en el sistema en el que finalmente se disponen o en otros involucrados. De igual forma, se debe hacer énfasis en la adecuada disposición de los desechos en lugares acondicionados apropiadamente para la recepción de estos materiales, en los cuales se garantiza un mínimo impacto ambiental.

Al implantar cambios que busquen disminuir el consumo de materias y recursos, se disminuirá la cantidad de desechos que se generen y por tanto se reducirá el costo por disposición y por tratamiento volumétrico de este.

.

Implementación de un programa de Reduce, reúsa y recicla

Para que la implementación de un programa de Reduce, reúsa y recicla sea adecuada y la calidad de los resultados sea aceptable, se debe cumplir una serie de requisitos mínimos. 

Apoyo de la gerencia

Como uno de sus resultados, el programa de Reduce, reúsa y recicla genera un plan de gestión, que define una serie de acciones que se deben llevar a cabo a lo interno de la empresa, las cuales pueden involucrar tiempo de empleados, inversiones y cambios de procedimientos de manufactura, entre otros. Para que este plan se implemente, debe contar con el aval de la gerencia, porque de lo contrario, su impacto en la empresa será mínimo y los conceptos de prevención de contaminación quedarán únicamente divulgados en los mandos medios.

Comité ambiental.

El programa de Reduce, reúsa y recicla introduce un cambio en los paradigmas de la empresa. Independientemente de si la empresa lleva a cabo por sí sola el programa de Reduce, reúsa y recicla o se contrata a un consultor externo para que guíe el proyecto, es imperativo contar con un grupo de trabajadores que sigan todo el proceso de implementación, con el fin de que el programa sea adecuado a la realidad de la empresa y sea adoptado. De esta manera, aunque el consultor no esté en la empresa, existirá un grupo de personas que conocen el proceso de principio a fin, lo cual asegura la sustentabilidad del programa a lo largo del tiempo.

Por otra parte, el comité ambiental debe estar compuesto por funcionarios de la mayor cantidad de oficinas, departamentos o direcciones, ya que cada una de ellas tiene una orientación diferente, lo que hace que cada opción de mejora sea una solución integral.

Coordinador del comité ambiental

El comité ambiental requiere una figura que se encargue de definir reuniones, responsabilidades de cada uno de los integrantes del grupo, sitios y cantidad de mediciones de recursos, informar a la gerencia y supervisar que se cumpla con el cronograma de actividades definido para llevar el programa a buen término.

Esta figura es representada por el coordinador del comité ambiental y su existencia es igualmente vital para la consecución del programa de prevención de la contaminación. El coordinador funge como unión entre la gerencia y los mandos medios y bajos de la empresa, y al mismo tiempo hace el enlace con el posible consultor en prevención de la contaminación.

Asignación de recursos al inicio del programa

Una vez que se tiene constituido el comité ambiental (incluido su coordinador) y se cuenta con el apoyo de la gerencia, es muy importante que se definan los recursos necesarios para que el programa funcione adecuadamente.

Primeramente, se deben definir todos los canales de comunicación para que los acuerdos que se tomen en el transcurso del programa queden claros para cada uno de los actores involucrados.

En segundo lugar, es muy importante que se le asigne un tiempo definido a cada integrante del comité ambiental por semana, para que se dedique exclusivamente a labores relacionadas con el programa de prevención de la contaminación. De no ser así, se caerá en acciones poco planificadas antes de las reuniones de trabajo.

Como tercer punto, se debe tener claro que la mayoría del trabajo recaerá en el coordinador del comité ambiental, por lo que a él se le debe asignar más tiempo de dedicación, pues de otra manera se puede atrasar el proceso completo.

.

Principios de Reduce, reúsa y recicla

En los procesos se orienta:

  • La conservación y ahorro de materias primas, agua y energía, entre otros insumos
  • La reducción y minimización de la cantidad y peligrosidad de residuos (sólidos, líquidos y gaseosos).
  • La sustitución de materias primas peligrosas y la reducción de los impactos negativos que acompañan su extracción, almacenamiento, uso o transformación.

En los productos se orienta:

  • La reducción de los impactos negativos que acompañan el ciclo de vida del producto, desde la extracción de las materias primas hasta su disposición final.

En los servicios se orienta:

  • La incorporación de la dimensión ambiental tanto en el diseño como en la prestación de los servicios

Esto implica cambios de actitud, gestión responsable, evaluar nuevas tecnologías, crear políticas e incrementar el valor a los clientes.

¿Por qué implementar Reduce, reúsa y recicla?

Los beneficios para las empresas que implementan prácticas de Reduce, reúsa y recicla incluyen:

  • Mejoras en la productividad y la rentabilidad: los cambios a efectuarse en la producción conllevan a un aumento en la rentabilidad, debido a un mejor aprovechamiento de los recursos y a una mayor eficiencia en los procesos, entre otros.
  • Mejoras en el desempeño ambiental: un mejor uso de los recursos reduce la generación de residuos, los cuales pueden, en algunos casos, reciclarse, reutilizarse o recuperarse. Consiguientemente, se reducen los costos y se simplifican las técnicas requeridas para el tratamiento al final del proceso y para la disposición final de los residuos.
  • Mejoras en la imagen: por ser amigables con el medio ambiente.
  • Mejoras en el entorno laboral: contribuye a la seguridad industrial, higiene, relaciones laborales, motivación, etc.
  • Adelantarse a gestiones futuras inevitables: a corto o mediano plazo, las empresas deberán adecuarse a la reglamentación ambiental. Ante esta realidad, es preferible ser parte de la gestión del cambio antes de que se imponga por la reglamentación o por las exigencias del mercado, tomando en cuenta que los recursos son limitados y, en el largo plazo, las empresas no tendrán derecho a “derrochar” recursos, que a otros les pueden faltar, aunque paguen por ellos.

Las estrategias de Reduce, reúsa y recicla debidamente implementadas causan que:

 Siempre:

  • Reducen las responsabilidades a largo plazo que las empresas pudiesen enfrentar luego de muchos años de estar generando contaminación.

Usualmente:

  • Incrementan la rentabilidad.
  • Reducen los costos de producción.
  • Aumentan la productividad.
  • Generan una rápida recuperación de capital sobre cualquier inversión que haya sido necesaria.
  • Aumentan la competitividad y por ende el mercado de un producto.
  • Conllevan un uso más eficiente de la energía y la materia prima.
  • Mejoran la calidad del producto.
  • Aumentan la motivación del personal.
  • Motivan la participación activa del trabajador quien aporta ideas y contribuye en su implementación.

A menudo

  • Evitan los costos por incumplimiento de las leyes.
  • Disminuyen el costo de los seguros.
  • Hacen más factible recibir financiamiento de instituciones financieras y otros prestamistas.
  • Son rápidas y fáciles de implementar.
  • Requieren una mínima inversión de capital.

Estrategias de Reduce, reúsa y recicla

El enfoque de Reduce, reúsa y recicla requiere la aplicación de un criterio jerárquico en las prácticas de gestión ambiental. El orden de preferencias en la toma de decisiones sobre diseño es como sigue:

  • Uso eficiente de los insumos (materia prima, energía, agua, etc.)
  • Reciclaje
  • Tratamiento
  • Eliminación segura

 Entre las prácticas de Reduce, reúsa y recicla tenemos:

 Buenas prácticas operativas

  • Procedimientos de Organización y Métodos
  • Prácticas de gestión
  • Segregación de residuos
  • Mejor manejo de materiales
  • Cronograma de producción
  • Control de inventario
  • Capacitación

Substitución de insumos

  • Insumos menos tóxicos
  • Materiales renovables
  • Materiales auxiliares que aporten un tiempo de vida más largo en producción

Mejor control de los procesos

  • Procedimientos operativos e instrucciones de los equipos disponibles y redactados en forma clara de manera en donde los procesos se ejecuten más eficientemente y produzcan menos residuos y emisiones
  • Registro de las operaciones para verificar cumplimientos de especificaciones de procesos

Modificación del equipo

  • Mejor equipo
  • Mejores condiciones de operación
  • Equipo de producción e instalaciones de manera que los procesos se hagan con mayor eficiencia y se generen menores residuos y emisiones

Cambio de tecnología

  • Cambios en la organización
  • Mayor automatización
  • Mejores condiciones de operación
  • Tecnología nueva

Reutilización, recuperación y reciclaje in situ

  • Reutilización de materiales residuales dentro del mismo proceso para otra aplicación en beneficio de la empresa

Producción de sub- productos útiles

  • Transformación del residuo en un subproducto que puede ser vendido como insumo para empresas en diferentes sectores del negocio

Reformulación/ rediseño del producto

  • Diseño con menor impacto ambiental durante o después de su uso
  • Diseño con menor impacto ambiental durante su producción
  • Incremento de la vida útil del producto